Museo Etnológico de Herreruela.

Escudo de la villa de Herreruela

 

Colección diplomática de Herreruela (Siglos XVI-XIX)

 

Número 10.

FICHA CATALOGRAFICA

1753, abril, 09. Ávila

Copia de las cuarenta respuestas generales a la contribución única, mandadas por Zenón de Somodevilla y Bengoechea ,   marqués de la Ensenada   ( 1707 - 1781 ), siguiendo el “ Interrogatorio que han de satisfacer, bajo juramento, las justicias, y demás personas, que harán comparecer los intendentes en cada pueblo” (A.H.N., Consejos, Libro 1.510): •  Cómo se llama la población.

•  Si es de realengo o de señorío, a quién pertenece, qué derechos percibe y cuánto produce.

•  Qué territorio ocupa el término, cuánto de levante a poniente y del norte al sur, y cuánto de circunferencia, por horas, y leguas, qué linderos o confrontaciones; y qué figura tiene, poniéndola al margen.

•  Qué especies de tierra se hallan en el término; si de regadío y de secano, distinguiendo si son de hortaliza, sembradura, viñas, pastos, bosques, matorrales, montes, y demás que pudiere haber, explicando si hay algunas que produzcan más de una cosecha al año, las que fructificaren sola una y las que necesitan de un año de intermedio de descanso.

•  De cuántas calidades de tierra hay en cada una de las especies que hayan declarado, si de buena, mediana e inferior.

•  Si hay alguno plantío de árboles en las tierras que han declarado, como frutales, moreras, olivos, higueras, almendros, parras, algarrobos, etc.

•  En cuáles de las tierras están plantados los árboles que declararen.

•  En qué conformidad están hechos los plantíos, si extendidos en toda la tierra o a las márgenes, en una, dos, tres hileras, o en la forma que estuvieren.

•  De qué medidas de tierra se usa en aquel pueblo: de cuántos pasos o varas castellanas en cuadro se compone, qué cantidad de cada especie de granos de los que se cogen en el término se siembra en cada una.

•  Qué número de medidas de tierra habrá en el término, distinguiendo las de cada especie y calidad, por ejemplo, tantas fanegas, o del nombre, que tuviese la medida de tierra de sembradura de la mejor calidad, tantas de mediana bondad y tantas de inferior; y lo propio en las demás especies que hubieren declarado.

•  Qué especies de frutos se cogen en el término.

•  Qué cantidad de frutos de cada género, unos años con otros, produce, con una ordinaria cultura, una medida de tierra de cada especie y calidad de las que hubiere en el término, sin comprender el producto de los árboles que hubiese.

•  Qué producto se regula darán por medida de tierra los arboles que hubiere, según la forma en que estuviese hecho el plantío, cada uno en su especie.

•  Qué valor tienen ordinariamente un año con otro los frutos que producen las tierras del término, cada calidad de ellos.

•  Qué derechos se hallan impuestos sobre las tierras del término, como diezmo, primicia, tercio-diezmo u otros; y a quién pertenecen.

•  A qué cantidad de frutos suelen montar los referidos derechos de cada especie o a qué precio suelen arrendarse un año con otro.

•  Si hay algunas minas, salina, molinos harineros u de papel, batanes u otros artefactos en el término, distinguiendo de qué metales y de qué uso, explicando sus dueños y lo que se regula producen cada uno de utilidad al año.

•  Si hay algún esquilmo en el término, a quien pertenece, qué número de ganado viene al esquileo a él y que utilidad se regula da a su dueño cada año.

•  Si hay colmenas en el término, cuántas y a quien pertenecen.

•  De qué especies de ganado hay en el pueblo y término, excluyendo las mulas de coche y caballos de regalo; y si algún vecino tiene cabaña o yeguada que pasta fuera del término, donde y de qué número de cabezas, explicando el nombre del dueño.

•  De qué número de vecinos se compone la población y cuántos en la casas de campo o alquerías.

•  Cuántas casas habrá en el pueblo, qué número de inhabitables, cuántas arruinadas; y si es de señorío, explicar si tienen cada una alguna carga que pague al dueño por el establecimiento del suelo, y cuánto.

•  Qué propios tiene el común y a que asciende su producto al año, de que se deberá pedir justificación.

•  Si el común disfruta algún arbitrio, sisa u otra cosa, de que se deberá pedir la concesión, quedándose con copia que acompañe estas diligencias; qué cantidad produce cada uno al año, a que fin se concedió, sobre qué especies para conocer si es temporal o perpetuo y si su producto cubre o excede de su aplicación.

•  Que gastos debe satisfacer el común, como salario de Justicia y regidores, fiestas de Corpus u otras; empedrado, fuentes, sirvientes, etc., de que se deberá pedir individual razón.

•  Que cargos de Justicia tiene el común, como censos, que responda u otros, su importe, por qué motivo y a quien, de que se deberá pedir puntual noticia.

•  Si está cargado de servicio ordinario y extraordinario u otros, de que igualmente se debe pedir individual razón.

•  Si hay algún empleo, alcabala u otras rentas enajenadas, a quién, si fue por servicio pecuniario u otro motivo, de cuánto fue y lo que produce cada uno al año, de que se deberán pedir los títulos y quedarse con copia.

•  Cuántas tabernas, mesones, tiendas, panaderías, carnicerías, puentes, barcas sobre ríos, mercados, ferias, etc. hay en la población.

•  Si hay hospitales, de qué calidad, qué renta tienen y de qué se mantienen.

•  Si hay algún cambista, mercader de por mayor o quien beneficie su caudal por mano de corredor u otra persona, con lucro e interés; y qué utilidad se considera el puede resultar a cada uno al año.

•  Si en el pueblo hay algún tendero de paños, ropas de oro, plata y seda, lienzos, especería u otras mercaderías, médicos, cirujanos, boticarios, escribanos, arrieros, etc. y qué ganancia se regula puede tener cada uno al año.

•  Qué ocupaciones de artes mecánicos hay en el pueblo, con distinción, como albañiles, canteros, albéitares, herreros, sogueros, zapateros, sastres, pelaires, tejedores, sombrereros, manguiteros y guanteros, etc.; explicando en cada oficio de los que hubiere, el número que haya de maestros oficiales y aprendices, y qué utilidad le puede resultar, trabajando meramente de su oficio, al día cada uno.

•  Si hay entre los artistas alguno, que teniendo caudal, haga prevención de materiales correspondientes a su propio oficio o a otros, para vender a los demás, o hiciere algún otro comercio, o entrase en arrendamientos; explicar quienes, y la utilidad que consideren le puede quedar al año a cada uno de los que hubiese.

•  Qué número de jornaleros habrá en el pueblo y a cómo se paga el jornal diario a cada uno.

•  Cuantos pobres de solemnidad habrá en la población.

•  Si hay algunos individuos que tengan embarcaciones, que naveguen en la mar o ríos, su porta, o para pescar; cuántas, a quien pertenecen y que utilidad se considera da cada una a su dueño al año.

•  Cuántos clérigos hay en el pueblo.

•  Si hay algunos conventos, de qué religiones y sexo, y qué número de cada uno.

•  Si el rey tiene en el término o pueblo alguna finca o renta, que no corresponda a las generales ni a las provinciales, que deben extinguirse; cuáles son, cómo se administran y cuánto producen.

Papel, [12] folios, letra bastardilla con rasgos humanísticos, libro registro de las respuestas generales, estado de conservación regular.

Signatura: A GS (1ª Remesa), CE (Catastro de Ensenada), RG (Respuestas Generales), Libro 4, folios 538-550

Procedencia: Archivo General de Simancas, Ministerio de Hacienda, Dirección General de Rentas

 

Transcripción del documento: Antonio Camacho Rodríguez.

Diseño y montaje del documento: Cristina Salas Santillana

 

[Christus] /

 

Lugar de Herreruela de la Provincia de Ávila. /

Copia de las respuestas /

Que al interrogatorio general /

Han dado la justicia y de- /

Más peritos nombrados por /

Ella y juez de la operación /

De dicho lugar de Herreruela. /

 

En el lugar de Herreruela, en trece días del / mes de noviembre de mil setecientos cincuenta / y un año, el señor Don José Eugenio de Amorós, / juez subdelegado en este partido, para la operación / de diligencias conducentes al establecimiento / de la única y Real contribución para evacuar las / preguntas generales, en el interrogatorio inserto (fol. 538 r.) // en la Real Instrucción por la tocante a este dicho / lugar, e ante mí el escribano hizo comparecer ante / sí a, Pablo Ramos, alcalde, y Esteban Álvarez, / Regidor, y con estos a Juan González de Pedro / y Francisco Martín, inteligentes y prácticos, nom- / brados para este fin, y vecinos de este dicho lugar, a / que igualmente concurrió Don Carlos Zarzuela, / cura propio en el, se mandó por Su Merced leer a / todos los referidos el citado interrogatorio, para que / bien enterados de su contexto, digan clara y especí- / ficamente, lo que les conste, y cierto sea, en cada / una de sus preguntas en las parte que les tocare, como (fol. 538 v.) // anteriormente les está prevenido, y bajo de un mis- / mo juramento, que también repitieron para este / acto.

En cuya virtud el mencionado alcalde, regidor y / peritos, bien enterados de su obligación prometie- / ron de decir verdad, en lo que fueren preguntados / hoy siéndolo, por su merced, declararon lo siguiente:

[ 1. Cómo se llama la población ]

A la primera pregunta dijeron, que esta / población se llama el lugar de Herreruela, aldea / de la villa de Oropesa, en cuyo término y jurisdicción / se halla, y responden. /

 

[ 2. Si es de realengo o de señorío, a quién pertenece, qué derechos percibe y cuánto produce. ]

A la segunda pregunta dijeron, que por ser / dicha villa de la Casa y Señorío de la Excelentísima Señora (fol. 539 r.) // Condesa de Oropesa, lo es también este lugar como / su aldea, en el que recibe Su Excelencia, por razón de alca- / bala en cada un año, dos mil y seiscientos reales, / y además las tercias Reales, por el tercio redondo de / los diezmos de estos vecinos, por el que la corresponden / en cada un año por quinquenio, ochenta fanegas de trigo, / treinta y tres de centeno, y catorce de cebada y por / lo tocante a menudos, en que entra ganado, lana / y todo lo demás diezmable, un mil trescientos / y cincuenta y ocho reales, y responden. /

 

[3. Qué territorio ocupa el término, cuánto de levante a poniente y del norte al sur, y cuánto de circunferencia, por horas, y leguas, qué linderos o confrontaciones; y qué figura tiene, poniéndola al margen.]

3ª. A la tercera pregunta dijeron, que este dicho lugar / no tiene asignado término alguno por ser todo en el (fol. 539 v.) // que se halla, pueblo y heredamiento, de la jurisdicción / de Oropesa, con que tiene comunidad de pastos y apro- / vechamientos sin que estos vecinos tengan otra cosa / en particular, que sus heredamientos y casas, y respondieron. /

 

[4. Qué especies de tierra se hallan en el término; si de regadío y de secano, distinguiendo si son de hortaliza, sembradura, viñas, pastos, bosques, matorrales, montes, y demás que pudiere haber, explicando si hay algunas que produzcan más de una cosecha al año, las que fructificaren sola una y las que necesitan de un año de intermedio de descanso.]

4ª. A la cuarta, dijeron que el término donde se / halla este pueblo, y sus heredamientos, hay dos espe- / cies de tierra que son regadío, aunque en corto nume- / ro, y secano, que aquella sirve para hortaliza, / y está destinada para siembra de grandes, / habiendo también en ella, algunas olivas, viñas, / praderas para pasto del ganado de la labor, y / cercas para siembra de verdes entre las cuales / todo fructifican cada año. Los árboles, viñas, tierras (fol. 540 r.) // para hortalizas y cercas y las tierras sueltas se / siembran un año, y descansan dos, sin que haya / algunas que den dos frutos al año, y responden. /

[5. De cuántas calidades de tierra hay en cada una de las especies que hayan declarado, si de buena, mediana e inferior.]

5ª. A la quinta, dijeron que en las dichas tierras / hay de buena, mediana, e inferior calidad, y responden. /

 

[6. Si hay alguno plantío de árboles en las tierras que han declarado, como frutales, moreras, olivos, higueras, almendros, parras, algarrobos, etc.]

6ª. A la sexta dijeron, que los vecinos de este pue- / blo no tienen en sus heredamientos otro plantío, que / tal cual oliva en las cercas, algunas viñas y fruta- / les, y responden. /

 

[7. En cuáles de las tierras están plantados los árboles que declararen.]

7ª. A la séptima dijeron, que los dichos árboles / están plantados; en unas y otras calidades de tierra, / y responden. /

 

[8. En qué conformidad están hechos los plantíos, si extendidos en toda la tierra o a las márgenes, en una, dos, tres hileras, o en la forma que estuvieren.]

8ª A la octava dijeron que los cortos plantíos (fol. 540 v.) // que tienen estos hechos, sin orden, extendidos por toda / la tierra, y responden. /

 

[ 9. De qué medidas de tierra se usa en aquel pueblo: de cuántos pasos o varas castellanas en cuadro se compone, qué cantidad de cada especie de granos de los que se cogen en el término se siembra en cada una. ]

9ª. A la nona, dijeron que en este pueblo siem- / pre se ha usado una sola medida en las tierras / de sembradura, que es por obradas de a seiscientos / estadales, de cuatro varas en cuatro, y las viñas / las entienden por peonadas, que cada veinte / personas, componen una obrada, y responden /.

 

[ 10. Qué número de medidas de tierra habrá en el término, distinguiendo las de cada especie y calidad, por ejemplo, tantas fanegas, o del nombre, que tuviese la medida de tierra de sembradura de la mejor calidad, tantas de mediana bondad y tantas de inferior; y lo propio en las demás especies que hubieren declarado. ]

10ª A la décima dijeron, que aunque este pueblo / no tiene término alguno, las tierras pertenecientes / a los vecinos, reconocen por propias de estos; obrada / y medio de hortaliza de primera calidad; setenta / obradas de tierras sueltas de primera calidad; ciento (fol. 541 r.) // y sesenta y cinco obradas de segunda; y trescientas / de la tercera calidad; en cercas para herremes / cincuenta obradas, en las que se hallan, ciento y / ochenta y seis olivas; también hay viñas, sesenta / y cinco obradas; y en estas y dichas cercas, algunas / higueras y granados, de corto número, y respondieron. /

 

[ 11. Qué especies de frutos se cogen en el término. ]

11ª. A la undécima dijeron que en este pueblo / no se coge más fruto, que trigo, cebada, centeno, / alguna avena, vino y aceite, sin que dichos frutales / se coja cosecha alguna, y responden. /

 

[ 12. Qué cantidad de frutos de cada género, unos años con otros, produce, con una ordinaria cultura, una medida de tierra de cada especie y calidad de las que hubiere en el término, sin comprender el producto de los árboles que hubiese. ]

12ª. A la duodécima dijeron que una fanega / de trigo sembrada en tierra de primera calidad, (fol. 541 v.) // produce cinco fanegas en las de segunda, tres fanegas / y media y cinco de centenos en las de tercera ca- / lidad, producen por sembrarse solo de esta especie / dos fanegas y media, por lo respectivo a cebada / que se siembra corto número, y los mismo de avena / no tienen tierra destinada a estos granos y las que / se siembran, tienen la misma utilidad y de las expli- / cadas, y responden. /

 

[ 13. Qué producto se regula darán por medida de tierra los arboles que hubiere, según la forma en que estuviese hecho el plantío, cada uno en su especie. ]

13ª. A la décimo tercia dijeron que una peona- / da de viñas ocupa cien cepas, y siendo a primera / calidad, produce dos cántaros de vino: de segunda / uno, y de tercera, medio. Una obrada de olivas, por / ser pequeñas las de este terreno, ocupa ochenta pies (fol. 542 r.) // que siendo de primera calidad, producen cuatro cán- / taros de aceite, de segunda, dos, y de tercera, uno. / Una obrada de moreras, ocupa ochenta pies, y / si son de primera calidad, produce cada una dos / costales de hoja, la segunda, uno y la tercera, medio. / Una obrada de higueras compone ochenta pies, / y siendo todas las de este pueblo de una calidad, pro- / duce cada higuera, una arroba de higos. También / hay algunos granados de muy corto número, que con- / sideran dará cada uno, real y medio; y también algu- / nos cirolares [ciruelos] que regulan dos reales cada pie, y responden. /

 

[ 14. Qué valor tienen ordinariamente un año con otro los frutos que producen las tierras del término, cada calidad de ellos. ]

14ª A la décima cuarta dijeron que una fanega (fol. 542 v.) / / [E n pares no está la imagen extraído del Libro de las respuestas generales del Ayuntamiento de Herreruela] de trigo vale en este (fol. 32 r.) // pueblo un año con otro / a diez y ocho reales, la de cente- / no doce, y la de cebada, nue- / ve reales. Una cántara de aceite / treinta reales. La de vino ocho / reales. Una arroba de higos, dos / un costal de hojas otros dos y / responden. /

 

[ 15. Qué derechos se hallan impuestos sobre las tierras del término, como diezmo, primicia, tercio-diezmo u otros; y a quién pertenecen. ]

15ª A la décimo quinta dijeron que todos los / frutos expresados y tierra adonde se cogen, no tienen / impuesto otro tributo, que el diezmo, pagando uno / de cada diez de los frutos que en el término se cogen / también paga el labrador por cada yunta siete / celemines al voto del Señor Santiago y primicia / a la Iglesia , y media fanega por cada especie / llegando a diez, los cuales diezmos pertenecen un (fol. 543 r.) // noveno, a la Parroquial Iglesia de este lugar, no- / veno y medio y un sesmo a el Ilustrísimo señor Obispo de Ávila. / Lo mismo al cabildo de su Santa Iglesia, y otra tanta / parte al cura propio de este pueblo, y tres novenos / que hacen un tercio redondo, a la Excelentísima señora Condesa / de Oropesa. Las primicias pertenecen al sacris- / tán de esta Iglesia, y el voto del señor Santiago / a su santa Iglesia, y responden. /

 

[ 16. A qué cantidad de frutos suelen montar los referidos derechos de cada especie o a qué precio suelen arrendarse un año con otro. ]

16ª. A la décima sexta dijeron, que los diezmos / de los vecinos de este pueblo en cada un año, formado / quinquenio, se reducen a doscientas cincuenta / y cinco fanegas de trigo, setenta y siete de centeno, / treinta y dos de cebada, y de avena treinta, y los menudos (fol. 543 v.) // que son diezmo de ganado lana, queso, pollos, / aceite, y uva que se beneficia por cada particionero / vale un año con otro, cuatro mil reales. Las primi- / cias del sacristán doce fanegas de trigo, y seis / de centeno del voto de Santiago, nueve fanegas /de trigo, y responden. /

 

[ 17. Si hay algunas minas, salina, molinos harineros u de papel, batanes u otros artefactos en el término, distinguiendo de qué metales y de qué uso, explicando sus dueños y lo que se regula producen cada uno de utilidad al año. ]

17ª. A la décimo séptima dijeron no hay arte- / facto alguno en este pueblo, y responden. /

 

[ 18. Si hay algún esquilmo en el término, a quien pertenece, qué número de ganado viene al esquileo a él y que utilidad se regula da a su dueño cada año. ]

18ª. A la décimo octava dijeron, no correpon- / de a este pueblo, y responden. /

[ 19. Si hay colmenas en el término, cuántas y a quien pertenecen. ]

19ª. A la décimo nona dijeron hay en este / pueblo setenta y ocho colmenas que pertenecen / a Pablo Ramos, veinte y dos: a Francisco Martín (fol. 544 r.) // catorce, a Manuel Toribio siete, a Juan Ramos / veinte y dos, a Bartolomé Martín unas, a Manuel / Hidalgo dos a Miguel Bermejo tres, y a Salvador / Ramírez siete. La utilidad de cada una dijeron / ser cuatro reales, y responden. /

 

[ 20. De qué especies de ganado hay en el pueblo y término, excluyendo las mulas de coche y caballos de regalo; y si algún vecino tiene cabaña o yeguada que pasta fuera del término, donde y de qué número de cabezas, explicando el nombre del dueño. ]

20ª. A la vigésima dijeron, hay en este lugar / cría de vacas, ovejas, y cerdos, yeguas y jumentos / y lo que al presente hay son los siguientes, / en bueyes para labor cincuenta y cuatro pares, / vacas hechas setenta, con veinte cuatro bece- / rros, erales, diez, diez y seis añojos. Ovejas hechas, cuatro mil, cuatrocientas sesenta y cinco, / quinientos treinta y cinco carneros. Mil ciento (fol. 544 v.) // treinta y ocho burros y burras, ciento y cinco / cerdos añojos, inclusas cerdas de crías. Marranos / y marranas, doscientas, y cuarenta y una, lecho- / nes de la cría de este año trescientos y diez caba- / llerías mayores, como son yeguas y caballos quince. / jumentos y jumentas sesenta y tres. Y veinte / y nueve pollinejos de cría, que es el número expre- / sado; y repreguntado por las utilidades de cada uno / dijeron ser. Las de una vaca de cría, veinte y dos reales, / la de un toro, o novillo veinte y cinco. La de un e- / ral diez y seis. La de un añojo, once. La de una / cerda de cría, quince. La de un marrano, diez. / La de un lechón, cinco. La de una oveja, cinco reales (fol. 545 r.) // La de un carnero, cuatro. La de un burro y burra / dos y medio. La de una yegua, o potro para el / trafico de casa, treinta. La de una mula para / dicho ministerio. La de un jumento para / el expresado fin, quince. La de un pollino, diez. / A los bueyes que se ejercitan en la labor, no se les / considera utilidad alguna, por incluir en la la- / branza; sin que haya en dicho lugar más especies / de ganados, y responden. /

 

[ 21. De qué número de vecinos se compone la población y cuántos en la casas de campo o alquerías. ]

21ª A la vigésima prima dijeron, consta este / pueblo de cincuenta y nueve familias, cuatro me- / nores, inclusas once viudas, sin que haya vecino alguno (fol. 545 v.) // en casa de campo, ni alquería, y responden. /

 

[ 22. Cuántas casas habrá en el pueblo, qué número de inhabitables, cuántas arruinadas; y si es de señorío, explicar si tienen cada una alguna carga que pague al dueño por el establecimiento del suelo, y cuánto. ]

22ª. A la vigésimo secunda dijeron, consta / esta población, en el todo de sesenta y siete casas / y una arruinada, y responden. /

 

[ 23. Qué propios tiene el común y a que asciende su producto al año, de que se deberá pedir justificación. ]

 

23ª. A la vigésimo tercia, dijeron que este pueblo / no tiene más propios que la comunidad con la villa / de Oropesa, y demás, sus aldeas, en el aprovechamiento / de los montes comunes, que por un quinquenio mon- / tan, un mil ochocientos cinco reales, y veinte y cinco / maravedíes de vellón, ciento y cincuenta reales que un año / con otro rinden las tierras propias de este Concejo / que son las utilidades que contienen, y / responden. (fol. 546 r.) //

 

[ 24. Si el común disfruta algún arbitrio, sisa u otra cosa, de que se deberá pedir la concesión, quedándose con copia que acompañe estas diligencias; qué cantidad produce cada uno al año, a que fin se concedió, sobre qué especies para conocer si es temporal o perpetuo y si su producto cubre o excede de su aplicación. ]

24ª. A la vigésimo cuarta, dijeron que aunque / sin facultad alguna, disfruta este común de el apro- / vechamiento de la sisa de una taberna pública, / cuyo arbitrio rinde al común en cada un año, un mil / doscientos veinte y nueve reales y veinte y siete maravedíes / vellón que aplican para la satisfacción de tributos / Reales, y responden. /

 

[ 25. Que gastos debe satisfacer el común, como salario de Justicia y regidores, fiestas de Corpus u otras; empedrado, fuentes, sirvientes, etc., de que se deberá pedir individual razón. ]

25ª. A la vigésimo quinta dijeron, que los gastos / que este Concejo tiene que satisfacer en cada un año / en salario de justicia, escribano, fiel de fechos, algua- / cil, semana santa, refacción del cura, composi- / ción de caminos, calles, fuentes, misiones, vere- / das, elección de justicia, cera a la candelaria, (fol. 546 v.) // cirio, voto de San Juan, Comisario de bulas, mes- / tilla, licencia de agosto, situado al mayordomo de / propios, letanías, santos lugares, redención de / cautivos, fielazgo, y hospitales, que todos dichos gastos / importan seiscientos setenta y cinco reales y treinta / maravedíes de vellón, cuyos gastos acreditaron por las cuentas / de propios que presentaron, y responden. /

 

[ 26. Que cargos de Justicia tiene el común, como censos, que responda u otros, su importe, por qué motivo y a quien, de que se deberá pedir puntual noticia. ]

26ª. A la vigésimo sexta dijeron, no tiene / este pueblo censo alguno, y responden. /

 

[ 27. Si está cargado de servicio ordinario y extraordinario u otros, de que igualmente se debe pedir individual razón. ]

27ª A la vigésimo séptima dijeron se halla / este pueblo cargado de servicio ordinario, y demás / tributos Reales por lo que paga a Su Majestad (que Dios guarde) por / dicho servicio, doscientos treinta reales por millones (fol. 547 r.) // novecientos cincuenta por cientos, quinientos y / setenta, por el quinto y millón de la nieves, diez / y ocho, y responden. /

 

[ 28. Si hay algún empleo, alcabala u otras rentas enajenadas, a quién, si fue por servicio pecuniario u otro motivo, de cuánto fue y lo que produce cada uno al año, de que se deberán pedir los títulos y quedarse con copia. ]

28ª. A la vigésimo octava dijeron que solo con- / templan enajenado de la Corona , el señorío de este / lugar con sus alcabalas y tercias reales, cuyo importe / es lo que consta de la segunda pregunta, aunque / no les consta su título, pero se remiten a él, y / responden. /

 

[ 29. Cuántas tabernas, mesones, tiendas, panaderías, carnicerías, puentes, barcas sobre ríos, mercados, ferias, etc. hay en la población. ]

29º. A la vigésimo nona dijeron que en este / expresado pueblo, hay una sola taberna, que vale / al año por quinquenio, mil doscientos, veinte y / nueve reales y medio, que aplican, para abrir el encabezamiento (fol. 547 v.) // y a su abastecedor le dejará de útil, trescientos reales / de vellón, y responden. /

 

[ 30. Si hay hospitales, de qué calidad, qué renta tienen y de qué se mantienen. ]

30ª. A la trigésima dijeron que en este pueblo / no hay Hospital alguno, y responden. /

 

[ 31. Si hay algún cambista, mercader de por mayor o quien beneficie su caudal por mano de corredor u otra persona, con lucro e interés; y qué utilidad se considera el puede resultar a cada uno al año. ]

31ª. A la trigésima primera dijeron, no sa- / ber nada de su contenido, y responde. /

 

[ 32. Si en el pueblo hay algún tendero de paños, ropas de oro, plata y seda, lienzos, especería u otras mercadurías, médicos, cirujanos, boticarios, escribanos, arrieros, etc. y qué ganancia se regula puede tener cada uno al año. ]

32ª. A la trigésimo segunda dijeron no hay / más oficios, que un cirujano, a quien cada vecino / paga diez celemines de trigo por su asisten- / cia, que su importe, podrá ascender, a quinientos / y veinte reales y medio, y responden. /

 

[ 33. Qué ocupaciones de artes mecánicos hay en el pueblo, con distinción, como albañiles, canteros, albéitares, herreros, sogueros, zapateros, sastres, pelaires, tejedores, sombrereros, manguiteros y guanteros, etc.; explicando en cada oficio de los que hubiere, el número que haya de maestros oficiales y aprendices, y qué utilidad le puede resultar, trabajando meramente de su oficio, al día cada uno. ]

33ª. A la trigésimo tercia dijeron, no hay en / este pueblo más artes mecánicos, que un albañil (fol. 548 r.) // que gana el día que trabaja, cinco reales vellón. / Un herrero, que gana cuatro reales y un zapatero, / cinco, y responden. /

 

[ 34. Si hay entre los artistas alguno, que teniendo caudal, haga prevención de materiales correspondientes a su propio oficio o a otros, para vender a los demás, o hiciere algún otro comercio, o entrase en arrendamientos; explicar quienes, y la utilidad que consideren le puede quedar al año a cada uno de los que hubiese. ]

34ª. A la trigésima cuarta, dijeron no la / saber y responden. /

[ 35. Qué número de jornaleros habrá en el pueblo y a cómo se paga el jornal diario a cada uno. ]

35ª A la trigésimo quinta dijeron hay en / este pueblo, veinte y ocho labradores, y veinte / y cinco jornaleros, y mozos de soldado que su / jornal diario es tres reales de vellón y el de un labra- / dor, tres y medio, y responden. /

 

[ 36. Cuantos pobres de solemnidad habrá en la población. ]

36ª. A la treinta y seis dijeron hay en este / pueblo tres pobres de solemnidad, y responden. /

 

[ 37. Si hay algunos individuos que tengan embarcaciones, que naveguen en la mar o ríos, su porta, o para pescar; cuántas, a quien pertenecen y que utilidad se considera da cada una a su dueño al año. ]

37ª. A la trigésima séptima dijeron, no (fol. 548 v.) comprende a este pueblo, y responden. /

 

[ 38. Cuántos clérigos hay en el pueblo. ]

38ª. A la trigésima octava dijeron no haber / en este pueblo más clérigo que el cura párroco / de él, y responden. /

 

[ 39. Si hay algunos conventos, de qué religiones y sexo, y qué número de cada uno. ]

39ª. A la trigésima nona dijeron, no / hay en este pueblo, convento alguno, ni casa de / religión, y responden. /

 

[ 40. Si el rey tiene en el término o pueblo alguna finca o renta, que no corresponda a las generales ni a las provinciales, que deben extinguirse; cuáles son, cómo se administran y cuánto producen. ]

40ª. A la cuadragésima dijeron, que Su Majestad no / goza en este lugar, otra renta, ni fincas, más / que las expresadas generales, y solo si paga dicho / lugar en cada un año, para el repartimiento del / utensilio que hace en la ciudad de Ávila, / ciento treinta y cinco reales vellón, un año con otro ,(fol. 349 r.) // los que se dice sirven, para los gastos de paja, / luz y cama de la tropa de la frontera de Cas- / tilla;

 

Con lo cual se concluyó esta informa- / ción, y la declaración que conviene a sus preguntas / dijeron los dichos capitulares, y prácticos haber- / la hecho, bien y fielmente, y sin fraude, ni en- / cubrimiento alguno, por ser todo la verdad, por / el juramento que han practicado en que se / afirmaron y ratificaron, dijeron ser todos / mayores de veinte y cinco años, firmaron los / que saben, con Su Merced y por los que no sa- / ben, un testigo a su ruego, que lo fue Gabriel (fol. 550 r.) // Hernández, estante al presente en este dicho lugar / de que yo, el escribano doy fe.

Don José / Eusebio de Amorós

Pablo Ramos.

Juan Gon- / zález de Pedro. /

Ante mí /

Pedro Pérez de la Fuente. /

Es copia de las respuestas originales, / que a el interrogatorio general han dado / la justicia y peritos, cuyos instrumentos con los / de la operación pasan en la Contaduría / General de esta Intendencia.

Ávila y abril, / nueve, de mil setecientos cincuenta y / tres. /

Marqués del Campo. /

Jacinto de Cosío Mier. (fol. 550 r.) //